Infertilitat masculina

En que consiste

La infertilidad se define como la incapacidad de una pareja de conseguir gestación a término después de más de un año sin utilizar ningún método contraceptivo, y manteniendo relaciones sexuales normales.

Causas

La infertilidad es un problema médico bastante frecuente. Se estima que afecta a un 15% de las parejas en edad reproductiva. El factor masculino es responsable principal de la infertilidad en un 35% de los casos, y en un 20% más se combina con otros problemas que presenta la mujer.

Por medio de una evaluación andrológica especializada se pueden identificar muchas de las alteraciones del sistema reproductivo, enfermedades generales, y endocrinológicas o genéticas responsables de la infertilidad en el hombre.

Diagnóstico

Es muy recomendable la evaluación diagnóstica simultánea de ambos miembros de la pareja. Los objetivos de la evaluación del hombre infértil son:
- Identificar alteraciones de la fertilidad potencialmente corregibles.
- Detectar alteraciones que, aún siendo irreversibles, se puedan tratar con técnicas de reproducción asistida empleando espermatozoides propios.
- Orientar sobre las posibles alternativas (donante de semen, adopción) en las alteraciones para las que no exista la posibilidad de usar gametos propios.
- Diagnosticar patologías que puedan afectar a la salud del paciente.
- Informar de anormalidades genéticas transmisibles que puedan afectar la salud de la descendencia si se trata la infertilidad.

Cómo se diagnostica

La evaluación inicial del varón debe incluir una completa historia médica y reproductiva, una exploración física detallada general y genital y, al menos, dos seminogramas realizados según las normas y procedimientos de la OMS.

El seminograma analiza principalmente la cantidad, movilidad y aspecto morfológico de los espermatozoides de un eyaculado. Los resultados obtenidos de esta primera evaluación pueden sugerir otros estudios complementarios:
- hormonales
- inmunológicos
- cromosómicos y genéticos
- estudios bacteriológicos de semen y orina
- ecografías del sistema genitourinario y de la próstata
- Eco-doppler del cordón espermático
- biopsia testicular

Tratamiento

Los datos obtenidos de la evaluación diagnóstica orientarán a posibles opciones terapéuticas.

En ocasiones podremos aplicar tratamientos médicos o quirúrgicos y en otras orientaremos la pareja hacia las técnicas de reproducción asistida como la inseminación intrauterina (IAC) o la  fecundación in vitro con microinyección espermática (FIV-ICSI).

Algunos déficits hormonales pueden corregirse con la administración de la hormona correspondiente. Las infecciones de la vía seminal se tratan con antibióticos adecuados y, en algunos casos, otros tratamientos menos específicos (antioxidantes, antiinflamatorios, etc.) pueden mejorar la calidad seminal.

El tratamiento quirúrgico se aplica para la corrección del varicocele (varices del cordón espermático), para desobstruir la vía seminal, mediante técnicas de microcirugía o para recuperar espermatozoides directamente del testículo.

En los casos donde los tratamientos médico o quirúrgico no dan resultado, o no se pueden aplicar, las técnicas de reproducción asistida pueden conseguir el objetivo deseado.

Prevención

Muchas de las alteraciones y factores de riesgo causantes de infertilidad aparecen durante la infancia y la adolescencia. El tratamiento precoz ayuda a evitar que el problema empeore con lo años. Una forma de prevención cada vez más usada es la congelación de semen o espermatozoides propios, que se realiza cuando hay riesgo de daño reproductivo por enfermedad progresiva o por exposición a tóxicos como quimioterapia o radioterapia.

 

Noticias

Eventos

A lo largo de 2019 seguiran las sesiones para pacientes y sus familiares centradas en la Enfermedad Renal dentro de la VII edición de los Encuentros para pacientes nefrológicos.